Compartir
foto tomada de:google images

En días pasados se publicó los resultados de la evaluación en competencias de lectura digital que se realizó en el 2009 a jóvenes de 15 países, incluido Colombia. Los resultados publicados no resultan nada alentadores para nuestro país al ocupar el último lugar de la muestra, pero sin duda brindan un referente de lo que se debe trabajar para cambiar la tendencia. (Para conocer detalles generales de las pruebas, los invito a leer la columna de la CCD. Los números y las TIC).

¿Qué querían medir estas pruebas? Si hoy hablamos que estamos en la denominada sociedad de la información, y que los medios digitales y en particular Internet hacen parte de la vida cotidiana convirtiéndose en los medios por excelencia para acceder a la información y producir nuevo conocimiento, las pruebas realizadas no son otra cosa que medir que tan bien están los jóvenes en el uso de estas herramientas para investigar, resolver problemas y en últimas aprender. Así entonces para el caso de los jóvenes colombianos, que más del 60% de los jóvenes que presentaron la evaluación no alcancen a superar el nivel más básico de la competencia, se traduce en últimas en un analfabetismo digital crítico.

La excusa hoy no es si los jóvenes tienen o no acceso a Internet, porque hoy los múltiples puntos de acceso (colegio, telecentro, café Internet, casa) eliminan esta la barrera. La realidad es que aunque teniendo acceso a Internet los jóvenes no tienen las competencias para utilizarlo en la comprensión, valoración e integración de información en diferentes contextos y tareas de lectura.
La capacidad de leer es la base para aprender, y si el resultado es que nuestros jóvenes no saben leer en todo el sentido amplio de la palabra, sienta unas bases muy débiles para pensar en que en el país se pueda desarrollar una economía, y aun más una sociedad basada en el conocimiento. El “campanazo” de estos resultados no es menor, porque si bien se han adelantado importantes políticas de acceso en los últimos años (Compartel, Conexión Total, Computadores para Educar, Teritorios Digitales) con logros sobresalientes en cobertura, los programas de formación y apropiación de tecnologías en ambientes educativos no han tenido el mismo impacto. El reto ahora es lograr ya no reducir la brecha en el acceso si no en el uso, porque hoy en día, la verdadera inequidad digital esta es entre los que saben utilizar las tecnologías y los que no.
Políticas, recursos y creatividad falta entonces en el sector educativo para que logren nuestros niños y jóvenes tener las competencias digitales mínimas para desenvolverse con éxito en este muy globalizado y competitivo entorno.
Imagen tomada de Gettyimages.
Oswaldo Ospina
Coordinador de TIC y educación para el desarrollo socialCorporación Colombia Digital
oswaldo.ospina@colombiadigital.net
www.colombiadigital.net
Fuente:http://www.elheraldo.co/blogs/colombia-en-analfabetismo-digital-cr-nico-30461

Compartir

Leave a Reply