Compartir
foto: google imagen

El litigio se da por su proyecto para escanear y hacer públicos millones de libros en la red.

El controvertido proyecto Google Library Project, que está en marcha y busca crear la mayor biblioteca virtual de la historia, ha escaneado ya unos 12 millones de libros.

Por ello, la Sociedad Americana de Fotógrafos de Medios (ASMP, por sus siglas en inglés) , junto a otras asociaciones de artistas gráficos, anunciaron su decisión de presentar la querella.


La decisión se ha tomado para proteger los intereses de los propietarios de las imágenes, la copia masiva y organizada, así como la exposición pública de su trabajo teniendo en cuenta sus contribuciones y derechos a una compensación justa.

Eugene Mopsik, director ejecutivo de la ASMP, dijo a Efe que con esta medida “esperan dar voz a los artistas visuales que han sido excluidos de la conversación sobre compensaciones económicas” en el proyecto.

Mopsik añadió que los artistas visuales “fueron excluidos” de la anterior querella presentada en 2005 por los autores de textos contra Google y que finalizó con un acuerdo en octubre de 2008.

En esa fecha, Google se comprometió ante la Asociación de Editores Estadounidenses y el Gremio de Autores a pagar 125 millones de dólares por los derechos digitales de millones de obras para poder ofrecerlas como libros electrónicos y audiolibros
No obstante, este acuerdo levantó la protesta de algunas grandes empresas como Microsoft y Amazon, así como de varios Gobiernos europeos que pidieron a un juez de Nueva York que rechazara el pacto el pasado 18 de febrero.

Este miércoles, Mopsik señaló a Efe que las asociaciones de artistas gráficos “habrían participado encantados” en este acuerdo con los editores, pero el juez de la causa recomendó a los fotógrafos presentar una querella separada “en aras de la equidad y la eficacia” .

“A largo plazo, esperamos encontrar un mecanismo para compensar de manera justa a los artistas visuales” por la inclusión de su trabajo en los libros escaneados, añadió Mopsik.

A diferencia de la demanda de los autores de textos y editores, la actual querella de las asociaciones de fotógrafos incluye también al llamado “programa asociado” de Google, en el que algunos editores permiten al buscador incluir sus libros en el servicio de búsquedas.

Sin embargo, Google Library Project ha encontrado apoyos en otras empresas, como Sony, que fabrica su propio lector de libros electrónicos y que considera que la propuesta favorece el desarrollo de ese nicho de mercado.

Otras organizaciones que apoyan la idea son la Federación Nacional de Invidentes de EE.UU., la Biblioteca de la Universidad de Michigan y el Centro para la Democracia y la Tecnología estadounidense.

fuente: www.Elespectador.com

Compartir

Leave a Reply