Compartir
Foto tomada: google images

El editor gráfico de “EL HERALDO”  de Barranquilla, la ciudad más grande de la costa caribe del país, Jairo Buitrago, fue capturado tras un intento policial por borrarle unas fotografías, en la mañana de hoy; mientras otro uniformado impedía el trabajo informativo a Diógenes Cadena Castellanos, corresponsal de RCN Televisión en el Huila, el pasado domingo en Neiva, ubicada a 326 km al suroccidente de Bogotá.

“PERIODISTA ESPOSADO”

En el primer caso, ante la falta de disponibilidad de fotógrafos en el diario, Jairo Buitrago, cubrió la audiencia pública en la que se juzgaba a Margarita Afanador por arrollar con su vehículo a tres personas que se transportaban en motocicleta. Tomó cuatro fotografías e inmediatamente agentes de la policía le indicaron que saliera del lugar y, afuera, le señalaron que esas fotografías habían sido hechas sin autorización y le ordenaron borrarlas.

El reportero gráfico, pidió esperar al intermedio de la audiencia para consultar a la jueza, ya que no borraría el material, por lo que los uniformados intentaron arrebatar su cámara fotográfica. Buitrago se resistió, mientras los increpaba.

En ese instante, un juez indicó a los policías que no tocaran la cámara pero, a pesar del chaleco que lo identificaba como reportero, fue esposado y llevado por la calle 38 hacia el Palacio de Justicia. Algunos fiscales que se percataron de la detención arbitraria se unieron a un funcionario de la Procuraduría que solicitó la inmediata liberación del comunicador.
Posteriormente, los agentes de la policía presentaron disculpas, alegando obedecer órdenes de la jueza, versión desmentida por la misma funcionaria. El colega tuvo que firmar un acta donde se consignó que llegó por sus propios medios y salió, amablemente, de la Estación.
Posteriormente solicitó un peritazgo en Medicina Legal, pues las esposas con que fue inmovilizado le causaron daño en ambas muñecas. Finalmente, el informador presentó denuncia en la Procuraduría.

“ACOSO POLICIAL”

Por su parte el colega Diógenes Cadena Castellanos, corresponsal de RCN televisión en el departamento de Huila, no pudo realizar una entrevista, el pasado domingo 18, por la retención arbitraria hecha por el sargento, José Manuel Amaya Puentes, quien viene acosando al periodista, de tiempo atrás, según denunció a directivos de la Asociación de Periodistas del Huila, afiliada a FECOLPER.

Cadena castellanos se disponía a entrevistar al futbolista Rodrigo Marangoni, frente al Estadio de Neiva, en el marco del partido Millonarios-Atlético Huila, pero fue empujado y retenido por el uniformado en el propio escenario deportivo. La intervención de personal civil de seguridad, posibilitó que el periodista saliera de su reclusión arbitraria, pero sin cumplir con el trabajo informativo solicitado por directivos del canal RCN en Bogotá.

Este es el tercer caso de acoso contra el colega hecho por el sargento Amaya Puentes. Dos semanas atrás, al uniformado intentó impedir el ingreso del periodista a un concierto, en el mismo estadio, argumentado que la prensa importa muy poco por estos días. Fue necesaria la intervención de ejecutivos de Olímpica Estéreo, organizadores del evento musical.

El primer incidente se produjo hace seis meses, cuando el sargento negó el ingreso del periodista al estadio y le impidió realizar una nota.
“La exigencia de borrar fotografías, se está convirtiendo en una pésima e ilegal costumbre de policías que se extralimitan en sus funciones. En los casos de juicios, el juez es la única autoridad que podría, eventualmente, dar este tipo de orden”, comentó Eduardo Márquez, Presidente de la Federación Colombiana de Periodistas y Director del Centro de Solidaridad de la Federación Internacional de Periodistas.

“El caso del colega Diógenes Cadena Castellanos, víctima del acoso de un sargento de la policía, es una típica expresión del abuso de autoridad. En uno y otro caso, pondremos la queja ante los mandos respectivos y ante la Procuraduría General de la Nación”.
A continuación, los comunicados sobre estos nuevos casos de agresión policial, emitidos por la Asociación de Comunicadores Sociales del Atlántico, ACSA, y la Asociación de Periodistas del Huila, ASPEHU, afiliadas a las Federación Colombiana de Periodistas, FECOLPER:

Barranquilla, Mayo 20 de 2008

Comunicado de Prensa
ACSA, Asociación de Comunicadores Sociales del Atlántico repudia la actitud de la Policía del Atlántico, que se ensañó con el fotógrafo, Jairo Buitrago.
En momentos en que Colombia debe estar atendiendo permanentemente los incidentes internacionales que se presentan a diario con los gobiernos de Venezuela y Ecuador, es imprudente que la Policía Nacional atente contra sus propios ciudadanos.
Esta mañana, agentes de la Policía del Atlántico agredieron al editor fotográfico de El Heraldo, Jairo Buitrago. Lo maltrataron, lo esposaron y lo agredieron, cuando estaba atendiendo un trabajo en una audiencia pública en el Centro Cívico de la ciudad.
El propio gobernador del Atlántico, Eduardo Verano que se enteró del asunto, porque varios periodistas lo estábamos entrevistando, se mostró sorprendido cuando se enteró del asunto y dijo: “Atenta contra la libertad de expresión, contra la libertad de prensa y nosotros no nos queda más, sino que investigar qué pasó, antes de pronunciarnos. Pero, si es como ustedes nos cuentan, no estamos de acuerdo con esa actitud de la policía. Vamos a investigar este caso”.
ACSA, la Asociación de Comunicadores Sociales del Atlántico, obviamente, repudia esta actitud policiva y estará muy atenta para que estos hechos se aclaren como lo comentó el gobernador Eduardo Verano.

Queremos un país en paz.
Asociación de Comunicadores Sociales del Atlántico
Luis Emilio Rada C.Vicepresidente.

“Comunicado a la opinión pública”

La Junta Directiva de la Asociación de Periodistas del Huila – ASPEHU- filial de la Federación Colombiana de Periodistas –FECOLPER– miembro de la Federación Internacional de Periodistas –FIP– denuncia las constantes agresiones contra DIOGENES CADENA CASTELLANOS, corresponsal de la cadena de televisión RCN en el departamento del Huila y miembro de ASPEHU.
El Sargento JOSÉ MANUEL AMAYA PUENTES, adscrito al Departamento de Policía Huila, de manera sistemática ha violado los derechos a la libertad de información (Artículo 20 Constitución Política), libertad e independencia de la actividad periodística (Artículo 73 C.P.) y al trabajo (Artículo 25 C.P.).

De esta manera lesiona la obligación del Estado de garantizar la efectividad de los principios, derechos y deberes consagrados en la Constitución (Artículo 2 Constitución Política) y la actitud del sargento Amaya va en contravía del mandato constitucional de la Policía Nacional de mantener las condiciones necesarias para el ejercicio de los derechos y libertades públicas (Artículo 218 Constitución Política)
Sin justificación alguna y apoyándose en su animadversión contra la prensa, el Agente Uniformado, impidió el ingreso al estadio de fútbol de Neiva, al periodista Diógenes Cadena Castellanos, corresponsal en el Huila de RCN Televisión y socio de ASPEHU, el pasado domingo 18 de mayo.
El periodista, con autorización de los coordinadores del encuentro MILLONARIOS – ATLÉTICO HUILA, iba a entrevistar al jugador Rodrigo Marangoni. Cadena Castellanos, había solicitado al jugador conceder la entrevista fuera del estadio, respetando las reglas comerciales, establecidas por TELMEX, propietaria de los derechos de transmisión del partido.
Entonces el periodista, sin ningún equipo de grabación y con autorización de voceros de TELMEX, ingresó al escenario deportivo y, cuando salía en compañía del futbolista, se interpuso el sargento, empujó y encerró al corresponsal, dejándolo bajo custodia.
El periodista salió del encierro, gracias a la intervención de personal civil de la vigilancia del estadio, sin poder cumplir con la misión informativa que le habían encomendado.
Esta es la tercera vez que se repite este tipo de acto arbitrario contra el mismo colega: dos semanas atrás, cuando Cadena, con boletas en mano ingresaba a la zona VIP del estadio para un concierto , el mismo sargento le gritó: “¡Por esta puerta usted no pasa!”. Ante el justo reclamo del periodista, respondió: “Para lo que importa la prensa ahora”. Finalmente se requirió la intervención de altos ejecutivos de Olímpica Stéreo, empresa organizadora, para que el periodista pudiera entrar.
Seis meses atrás, cuando el periodista se disponía a cubrir un evento deportivo en el mismo escenario, pero diez minutos tarde, el mismo sub oficial le impidió el paso.
La sistemática repetición de la agresión y la posibilidad de que se repita, así como la violación del Artículo 73 de la Constitución Política de Colombia que dice “La actividad periodística gozará de la protección para garantizar su libertad e independencia profesional”, la Asociación de Periodistas del Huila, hace esta denuncia y se impartan instrucciones por parte de los superiores del Sargento. Igualmente ASPEHU solicita se mantengan tanto las garantías para el ejercicio del periodismo en la región, como el respeto al Estado de Derecho.

ASOCIACIÓN DE PERIODISTAS DEL HUILA

Junta Directiva

José Ignacio Valencia Gutiérrez

Presidente ASPEHU

Vocal de FECOLPER

Leave a Reply