ALERTA FECOLPER: Atentado contra periodista en Caucacia y policía golpea a colega...

ALERTA FECOLPER: Atentado contra periodista en Caucacia y policía golpea a colega en Bogotá

276
0
Compartir
Foto tomada: google images

 

Leiderman Ortíz Berrío, director del periódico www.laverdaddelpueblo.com del municipio de Caucasia, Antioquia, y corresponsal de varios medios regionales, fue objeto de un atentado con granada, durante la madrugada de ayer 20 de mayo. Y en Bogotá, el día anterior, policía golpea a Omar Vera del periódico El Turbión, cuando cubría disturbios en la Universidad Nacional.

Eran las 4:00 de la mañana, cuando una violenta explosión despertó a la familia Ortíz: había estallado una granada contra la fachada de su residencia, atentado similar al ocurrido el martes pasado, cuando otra granada detonó entre el patio de su casa y un edificio colindante.

En conversación con la Federación Colombiana de Periodistas, el colega Ortíz cree que el atentado en su contra, puede ser una cuenta de cobro, por el cubrimiento que realizó sobre el atentado del martes, para el noticiero de televisión regional Hora 13, que atribuye a enfrentamientos entre bandas paramilitares.

Pero los problemas de seguridad del colega no comenzaron ayer. Desde hace dos semanas corre el rumor de su muerte, con tal fuerza que varias personas han llegado llorando a su casa para expresar sus condolencias, y hasta el corresponsal de una cadena nacional de televisión, se desplazó hasta Caucacia para cubrir el deceso del colega.

Leiderman Ortíz ha denunciado los atropellos cometidos por orden de “Sebastián” jefe de Los Rastrojos, Los Urabadeños del detenido “Don Mario”, y otras bandas que operan en el municipio, así como su vínculos con policías, militares y fiscales, a través de Teleantioquia, Caracol, RCN y Todelar, y los periódicos El Colombiano y El Mundo, donde colabora regularmente.

Por esto, los lugareños no dudan en afirmar que el periodista es el único que se atreve a decir la verdad sobre la grave situación de violencia del municipio. Así lo hizo, también, ante el comandante nacional de la Policía el año pasado, en su calidad de jefe de prensa de la Alcaldía –donde trabajó hasta noviembre- y que le significó dos intentos de homicidio en marzo y en abril, por parte de sicarios, uno de ellos confesó.

Policía amenaza con denuncia

Cuando Omar Vera cubría los disturbios en la Universidad Nacional del pasado miércoles, para el periódico alternativo El Turbión, observó la  captura de un joven ciclista,  por parte una docena de agentes que habían estacionado sus motos cerca de allí. Mientras el muchacho gritaba que era menor de edad, el periodista se acercó para pedirle su nombre y registrar el hecho.

Pero, casi simultáneamente, el detenido se agarró de la chaqueta del reportero, varios policías le pegaron con los cascos y, uno de ellos – que portaba el casco le número 04-7958- le dio un golpe al informador, en la cadera.

Poco tiempo después, llegaron el defensor del pueblo delegado, Ascanio Tapias, una funcionaria de la Personería de Bogotá y el Mayor de la Policía encargado del operativo externo -lo que no dependía del ESMAD-. Allí, verificaron que el detenido era menor de edad y lo trasladaron para el trámite por Policía de Menores.

Entre tanto, Vera le pidió al agresor que se identificara. El policía le respondió que se llamaba Anderson Aguilar Villa, con cédula 71’388.977 de Medellín. Y luego de hacer lo propio con el periodista, le anunció que se dirigía a la Fiscalía “a denunciarlo a usted por calumnia, por decir que yo le pegué… así como usted me puede denunciar, yo también puedo”.

“A Leiderman le expresamos la solidaridad de nuestros más de 1.300 afiliados; y a pesar que le asignaron dos escoltas de la policía, presentamos su caso ante el Ministerio del Interior, donde manifestamos nuestra preocupación con su difícil situación”, declaró Eduardo Márquez, Presidente de FECOLPER. “Con relación al anuncio del policía contra Omar Vera, el único comentario posible es que, como si fueran pocas las agresiones de uniformados contra periodistas, ahora “los pájaros le están disparando a las escopetas”.

A continuación el comunicado de nuestra organización afiliada, la Asociación de Periodismo de Antioquia:

La Asociación de Periodismo de Antioquia rechaza el atentado contra el periodista Leiderman Ortiz y alerta por el peligro que corre su vida

Este periodista de Caucasia, Antioquia, es objeto de amenazas de muerte por parte de bandas criminales. Ya son tres intentos de homicidio contra él.  

Hoy el periodista Leiderman Ortiz, director del periódico ‘La Verdad del Pueblo’, teme por su vida y la de su familia después de que en la madrugada del jueves 20 de mayo estallara una granada en la fachada de su casa, en el barrio Loma Fresca del municipio de Caucasia, Antioquia. Hecho del que por fortuna salieron ilesos él y sus seres queridos.

Desde hace varios años Leiderman se convirtió en uno de los líderes cívicos que se atrevió a denunciar públicamente en los medios de comunicación locales, regionales y nacionales los actos terroristas y la delicada situación de orden público que atraviesa Caucasia y toda la región del Bajo Cauca Antioqueño por la presencia de bandas criminales que se disputan el negocio del narcotráfico.

De hecho, Leiderman Ortiz fue quien organizó el año pasado el año pasado dos marchas por la paz que movilizaron a cerca de nueve mil caucasianos que protestaron por las continuas extorsiones al comercio, el incremento de los homicidios y el continuo desplazamiento forzado.

Su creciente notoriedad entre la población, varios trabajos periodísticos que revelan las condiciones críticas de seguridad y convertirse en una voz crítica e independiente son los argumentos por los que Ortiz considera que hayan intentado en otras dos ocasiones acabar con su vida.

“Esto se inició a mediados del 2008, yo he venido haciendo denuncias de las bandas criminales, el Ejército, la Policía, denuncio todas las irregularidades que conozco. Yo nunca me he quedado callado, digo las verdades con nombres propios y creo que estos atentados pueden venir de las bandas criminales”, le contó Ortiz a la Asociación de Periodismo de Antioquia (APA).

A eso se suma que el martes 18 de mayo alertó a las autoridades y en los medios de comunicación regionales de la explosión de una granada en un edificio vecino a su residencia donde, al parecer, se refugiaban hombres adscritos a una de las bandas criminales que opera en Caucasia.

Frente a la situación es evidente el alto riesgo que corre Leiderman Ortiz y su familia. Desde el año pasado cuenta con escolta de la Policía, tras ser amenazado por parte de grupos armados ilegales, pero asegura este periodista de 36 años que su solicitud de ingreso al programa de protección del Ministerio del Interior le fue negada en junio del año pasado.

En esas críticas condiciones de seguridad, APA rechaza este aberrante atentado contra la vida de un reportero de las calidades de Leiderman que renunció a la jefatura de prensa de la Alcaldía local que desempeñó durante diez años para dedicarse de tiempo completo al periodismo a través de su propio medio de comunicación con versión impresa y en internet (laverdaddelpueblo.com).

Asimismo, APA hace un llamado urgente a las autoridades competentes locales, departamentales y nacionales para que le brinden de forma inmediata todas las medidas de seguridad necesarias al comunicador y su familia, a fin de que pueda continuar con su persistente y valerosa labor periodística. Y solicita a la Fiscalía General de la Nación que se adelante la investigación para dar con los autores materiales e intelectuales para que el hecho no quede en la impunidad.

Medellín, 21  de mayo de 2010

Junta Directiva

Asociación de Periodismo de Antioquia -APA-

Compartir

Leave a Reply